Una plataforma digital integrará todos los servicios de movilidad sostenible de Zaragoza y su entorno

La movilidad sostenible en tu bolsillo. El Consorcio de Transportes del Área de Zaragoza (CTAZ) y el Ayuntamiento de Zaragoza impulsan una plataforma digital para integrar todos los servicios de movilidad sostenible de Zaragoza y su área metropolitana, que te permitirá, entre otras cosas, pagar el bus desde el teléfono móvil. La nueva propuesta incorporará todo el ecosistema de movilidad: transporte público, compartido y aparcamiento. Ello te permitirá disponer de información inmediata y real sobre los servicios de movilidad, planificar tu desplazamiento, reservar servicio cuando sea necesario y pagarlo desde el móvil.

 

La plataforma MaaS (Mobility as a Service), que ha sido presentada esta semana, será licitada a principios del próximo año y se espera que entre en funcionamiento antes de 2024. La aplicación ofrecerá información y capacidad de gestión sobre los servicios del tranvía, buses urbanos, buses metropolitanos, cercanías, vehículos de movilidad personal compartidos (motos, bicis, patinetes), servicio de bicicleta pública (Bizi), taxi, aparcamiento regulado en superficie, aparcamientos subterráneos, aparcamientos disuasorios y red de cargadores de vehículos eléctricos.

 

La plataforma incluirá también una importante funcionalidad respecto a las tarjetas que permiten utilizar ahora el servicio público de transportes y aparcamientos. La nueva SaaS ampliará las funciones de las tarjetas Lazo y Ciudadana, que se podrán incorporar a la plataforma, transformándolas en virtuales e incluyendo su registro.

Cada usuario elegirá la forma de pago

Una de las innovaciones más importantes de esta plataforma impulsada por CTAZ y el Ayuntamiento de Zaragoza hace referencia al amplio abanico de formas de pago de los distintos servicios que permitirá. La nueva gama permitirá un pago más flexible y adaptado a tus necesidades.

 

Cada usuario podrá incluir en su perfil diferentes modalidades de pago para las compras de sus títulos, abonos, billetes o tiques. Las opciones pasan por la domiciliación, las tarjetas financieras o el pago mediante medios digitales. Cada persona usuaria elegirá la que más se ajuste a sus preferencias.

 

Además, el nuevo servicio digital incorporará nuevas modalidades de pago, como el billete combinado, el prepago, el ABT (Account Based Ticketing o recaudación basada en cuenta, que es una forma de permitir que los pasajeros se desplacen sin necesidad de obtener un billete físico, mediante la utilización de un elemento seguro, como una tarjeta bancaria o un teléfono móvil) o la suscripción. También integrará los abonos o títulos contratados directamente con los operadores de movilidad, como el CTAZ.

 

El sistema de información de la plataforma podrá ser gestionado tanto con móviles con sistema Android como iOS. La utilización de la información del sistema general de movilidad se realizará de forma anónima y tanto esa actuación como los pagos no serán identificados.

 

La atención al cliente también mejorará con la nueva plataforma, que incluirá canales telefónicos y telemáticos (chatbot, email...) de asistencia a los usuarios. Además incluirá un panel de análisis sobre el rendimiento de los servicios, con indicadores sobre su calidad, mapas y matrices de movilidad, así como sistemas de predicción y simulación para facilitar la planificación de los desplazamientos.

 

Financiación

La licitación de la iniciativa tiene un presupuesto de 1.210.000 euros, financiado por el CTAZ mediante fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia del Gobierno español, respaldado por el presupuesto de la iniciativa europea Next Generation.

 

La plataforma MaaS supondrá un importante impulso a la movilidad sostenible en Zaragoza. La principal beneficiada de su puesta en marcha será la propia ciudadanía, que dispondrá de muchas más facilidades para tomar las decisiones que estime convenientes para moverse en la ciudad y su entorno.

 

La nueva propuesta permitirá la elección de los trayectos en función de su limpieza, rapidez y coste. Además, facilitará la personalización de los desplazamientos, mediante una oferta adaptada a personas con movilidad reducida y facilidades para colectivos específicos (mayores, jóvenes...). Todo ello será posible gracias al uso de datos en tiempo real y ligados a las preferencias de las personas usuarias.